Para Manuel Sánchez Castro, la educación  es un derecho humano intrínseco y medio para la realización de otros Derechos Humanos. Permite a los adultos y menores marginados económicamente  y socialmente salir de la pobreza y participar en sus comunidades.

Según Hernando, abogado colombiano, es el Estado el que actúa como asegurador del acceso a la educación por medio de implementación con políticas públicas fundamentadas en el derecho a la educación, en este sentido, la formación en todas sus manifestaciones es la vía por excelencia de la socialización humana.

Es decir, el derecho a la educación es una forma constitucional y normativa para garantizar en la población, el aprendizaje que todos los ciudadanos merecen, bien sea de forma primaria, secundaria o superior.

Ahora, la educación en Colombia está consagrado en el artículo 67 de la Constitución política de 1991, sin embargo la formación no está contemplada dentro del capítulo que habla de los derechos fundamentales, pero aparece en el capítulo de los derechos económicos, sociales y culturales, donde es considerada un derecho fundamental de los niños.

El núcleo esencial del Derecho a la educación se configura a partir de la disponibilidad, acceso, la permanencia y la calidad. Esta debe  hacerse accesible a todos, sobre la base de la capacidad de las personas y en particular por la implantación progresiva de la enseñanza gratuita.

Le puede interesar: Baja Laboral: Manuel Sánchez Castro

Finalmente, el Estado debe ser fiador, creando universidades públicas para ampliar la cobertura y satisfacer la demanda de los estudiantes en el país o es su defecto invertir mucho más en las que ya están.
La inversión en educación debe ser mucho mayor, fundamental, puesto que somos un país con personas capacitadas que podemos lograr un mejor crecimiento económico y social.

Le puede interesar: Licencia de Maternidad: Manuel Sánchez Castro

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *